Metodología

Para el desarrollo del IDGyD se diseñó una metodología en tres niveles:

Exploración y relevamiento

Se realizó una investigación a nivel subnacional para conocer cuáles indicadores y qué información estaba publicada en apartados de género o incluía como dimensión al género en portales de datos abiertos y en los sitios web de todas las ciudades de más de 100.000 habitantes.

También se analizaron los datos disponibles a nivel nacional. En escala regional, se analizaron los indicadores del Observatorio de Igualdad de Género de CEPAL y se decidió seguir su criterio para tener una posibilidad de comparación con la región. También, se relevaron los portales de Uruguay y Chile siguiendo el mismo criterio.

Además se tuvieron en cuenta las propuestas e indicadores de género de indicadores de género de Suecia, Reino Unido y las ciudades de Nueva York (Estados Unidos) y Barcelona (España).

Selección y validación

Se decidió incluir en el IDGyD indicadores que fueran de importancia para el debate de género siguiendo los criterios en la temática de CEPAL, ONU, el gobierno de Reino Unido y de la Ciudad de Buenos Aires y se los adaptó a datos que estuvieran disponibles a escala subnacional.

Se consideraron ocho ejes que buscan representar el estándar mínimo de publicación de datos con perspectiva de género a escala local dentro de la totalidad de información disponible. Para ello, cada eje se compone de indicadores o sub-indicadores que fueron seleccionado a partir del criterio de relevancia y disponibilidad.

Además, se validaron en instancias de trabajo con los gobiernos de Vicente López, Ciudad Autónoma de Buenos Aires, provincia de Buenos Aires y las organizaciones de la sociedad civil: Fundación Huésped, Asociación Civil por Igualdad y la Justicia (ACIJ), Fundación para el Estudio y la Investigación de la Mujer (FEIM), Economía Femini(s)ta, Media Chicas y Wikimedia.

Recolección y validación de los datos

Se seleccionaron los diez gobiernos que estaban más avanzados en los procesos de apertura de datos y en indicadores de género y se los contactó para promover el Índice. Esperamos que más gobiernos se sumen y participen de la iniciativa en los años siguientes!

Cómo evaluamos y construimos el índice

El IDGyG examina datos específicos (trece ejes) a partir de seis preguntas que se puntúan. Mientras que los ejes, focalizan en la perspectiva de género, las preguntas evalúan el nivel de apertura de los datos. Sobre el conjunto de datos abiertos disponibles, se aplica un cuestionario de preguntas con el objetivo de calificar su nivel de apertura. El resultado es una puntuación final es una escala de 0 a 100. Si la ciudad no cuenta con datos sobre algún eje equivale al 0 para ese ítem y si cuenta con información parcial se considera un porcentaje proporcional que está en relación con el/los subindicador/es del eje. Cada eje en sí mismo vale 7,7% del total y en sí mismo representa una totalidad que es evaluada de acuerdo a seis preguntas que miden el nivel de apertura y suman 100.

Preguntas

1. ¿Están los datos disponibles en línea sin necesidad de registrarse o solicitar acceso a los datos?

Justificación: La disponibilidad en línea es un requisito para la apertura. Todas las personas deben tener acceso en línea a datos específicos. Esta condición es transversal y rige para las siguientes preguntas también.

Puntuación: 15

2. ¿Los datos están disponibles gratuitamente?

Justificación: Los datos tienen que ser gratuitos para ser accesibles a todas las personas.

Puntuación: 15

3. ¿Los datos se pueden descargar a la vez?

Justificación: Esta pregunta recompensa la posibilidad técnica de recuperar todos los datos de Internet sin tener que descargar docenas de pequeñas piezas de información, acceder a los datos a través de una interfaz de búsqueda, enviar solicitudes, tener captchas u otros límites para descargar.

Nota importante: Los datos pueden dividirse en subconjuntos más pequeños. Esto se aplica, por ejemplo, a largas series temporales o grandes datos geoespaciales. Es importante que estos subconjuntos estén enlazados de forma lógica y que sea posible recuperar datos automáticamente de una o varias URL.

Puntuación: 15

4. Los datos deben actualizarse [por lo menos anualmente]: ¿Los datos están actualizados?

Justificación: La provisión oportuna de estos datos es crucial. Algunos datos no son tan sensibles al tiempo como otros. Nuestro puntaje quiere lograr un equilibrio entre ambos casos y por lo tanto suma 15 puntos, para no evitar un énfasis excesivo en esta categoría.

Puntuación: 15

5. ¿Están los datos abiertamente licenciados / en dominio público?

Justificación: La usabilidad legal de los datos es un requisito básico de la definición abierta.

Puntuación: 20

6. ¿Los datos están en formatos de archivo abiertos y legibles por máquina?

Justificación: Ambos rasgos (legible por máquina y formato abierto) son aspectos clave de la definición abierta. La legibilidad por máquina es una mejora importante de la usabilidad técnica. Los formatos abiertos no ponen derechos de autor, restricciones monetarias u otras restricciones en su uso.

Puntuación: 20

Sólo el 100% significa que los datos están abiertos. Con este enfoque, el Índice pretende demostrar qué datos ya están disponibles y cómo se puede mejorar aún más. Por lo tanto, es importante leer atentamente cómo se publican los datos.

¿Cómo leer los resultados del IDGyD?

Las preguntas de la encuesta que utilizamos para evaluar verifican diferentes aspectos del acceso a los datos y la usabilidad. Esto significa que detrás de puntuaciones bastante altas a menudo no encontramos datos abiertos, sino datos controlados por el acceso, o datos públicos en formatos mal estructurados o no legibles por máquina.

La puntuación, por lo tanto, no muestra un incremento lineal de apertura. En su lugar, destaca las áreas donde el gobierno puede mejorar la publicación de datos abiertos.

Un ejemplo: podemos evaluar los datos de justicia en formato PDF que pueden ser de dominio público, disponibles en línea de forma gratuita, pero en un formato que lo hace prácticamente inutilizable. Estos datos se presentan como un 80% abiertos. La puntuación sugiere un grado bastante alto de apertura, pero de hecho, los datos no están abiertos.